El decimo mandamiento

No codicies la mujer de tu prójimo, ni desees su casa, ni su tierra, ni su esclavo, ni su esclava, ni su buey, ni su asno, ni nada que le pertenezca Dt 5.21; Ex 20.17

El último de los Diez Mandamientos nos lleva a pensar seriamente en nuestra propia condición de vida y en la dimensión espiritual que hay en la materialidad de la vida humana. Los bienes que tenemos los recibimos de Dios como parte de la bendición del trabajo y los debemos ver desde una actitud espiritual justa y caritativa tanto para con nosotros mismos como para con nuestros prójimos y con todo lo que les pertenecen.

En ese sentido, la codicia surge por el descontento con lo que de Dios hemos recibido, llevándonos a envidiar el bienestar de los demás y a desear desordenada y ansiosamente sus pertenencias. Lamentablemente en los días de hoy, como resultado directo de ese pecado, vemos que estos sentimientos y actitudes se han convertido en un estilo de vida y en un vicio que llega a consumir interiormente a muchas personas.

Pero encontramos sentido y gracia en las palabras de Cristo: “no os preocupéis por vuestra vida… más bien, buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas. Por lo tanto, no os angustiéis por el mañana, el cual tendrá sus propios afanes” (Mt 6.25-34). La misma idea la encontramos en las palabras del apóstol Pablo: “porque nada trajimos a este mundo, y nada podemos llevarnos. Así que, si tenemos ropa y comida, contentémonos con eso. Los que quieren enriquecerse caen en la tentación y se vuelven esclavos de sus muchos deseos. Estos afanes insensatos y dañinos hunden a la gente en la ruina y en la destrucción. Porque el amor al dinero es la raíz de toda clase de males. Por codiciarlo, algunos se han desviado de la fe y se han causados muchísimos sinsabores” (1 Tm 6.7-10).

Lo que nos da Dios por medio del trabajo justo y honesto es su bendición para cuidarnos a nuestras familias y acudir a los que lo necesitan, demostrándoles así también el cuidado y el amor de Dios.