Conocemos ya a Dios?

¿Cómo sabemos si hemos llegado a conocer a Dios? Si obedecemos sus mandamientos. El que afirma: Lo conozco, pero no obedece sus mandamientos, es mentiroso y no tiene la verdad. 1 Jn 2.3-4

La duda humana respecto a Dios siempre pasa por las mismas preguntas. Una muy común es la que nos plantea el apóstol: ¿cómo sabemos si hemos llegado a conocer a Dios? Esa es una duda razonable que sigue a los que buscan a Dios. La respuesta de Juan puede ser la que muchos no quisieran: si obedecemos sus mandamientos hemos llegado a conocerle. Quizás quisiéramos respuestas más espirituales o sobrenaturales, que fueran más visibles y, a la vez, no nos comprometieran tanto con la transformación de nuestras vidas bajo los principios de la Palabra de Dios y de sus mandamientos.

Conocemos a Dios cuando conocemos su Palabra y vivimos bajo ella. Lo contrario seria negar la verdad de Dios en nosotros mismos. Eso significa que tenemos ante nosotros el desafío de recuperar y vivir un cristianismo distinto de lo que ve hoy por todo el mundo. Implica en empezar una lectura y relectura constante del texto bíblico extrayendo los valores y principios del Reino de Dios para nuestras vidas y sociedad. En ese sentido, conocer a Dios y ser cristiano es asumir una espiritualidad misionera que anuncia los mandamientos de Dios por nuestra propia forma de vivir.

¡Que Dios nos ayude cada día a conocerle más y vivir su Palabra!